Consejos ante una incidencia en la red

Luces

Te has quedado sin suministro eléctrico ¿Cómo actuar? Lo primero que debes hacer es mantener la calma. Si se trata de una avería en la red y se puede solucionar de forma automatizada, en cuestión de un breve periodo de tiempo tendrás restablecido el suministro. En ocasiones, la incidencia es más grave y puede llevarnos más tiempo solucionarla. En cualquier caso y, ante un apagón en la red, es bueno tener en cuenta los siguientes consejos:

  • Tener a mano linternas o lámparas recargables y pilas de repuesto. Cuando las guardes, recuerda hacerlo en un lugar fijo que todos los habitantes de la casa conozcan.
  • No utilizar velas para evitar el riesgo de incendio. En caso de tener que usarlas, porque no dispongas de otra cosa, aléjalas de cortinas, edredones, madera, materiales inflamables y niños pequeños.
  • No abrir, en la medida de lo posible, el frigorífico ni el congelador para que no pierdan frío y evitar que se dañen los alimentos.
  • Desconectar algún electrodoméstico que se quedó encendido cuando se produjo el corte para evitar que vuelvan a funcionar cuando se restablezca el suministro y no estén bajo tu supervisión. Por ejemplo, una plancha, un tostador o un horno.
 

Hay que tener presente que el servicio puede volver en cualquier momento sin previo aviso, independientemente de la información de previsión que te hayamos facilitado. Por eso, no se deben realizar reparaciones aprovechando que en ese momento no hay electricidad.

Muchas veces, el motivo de que no dispongamos de suministro está relacionado con nuestro cuadro eléctrico, por eso es conveniente que lo conozcas. Se ha podido desconectar, por ejemplo, como consecuencia de que hemos superado la potencia contratada.